En líos, dos coroneles y un intendente de la Policía en Cúcuta

Una acción de tutela resuelta por el Juzgado Décimo Administrativo del Circuito Judicial de Cúcuta, en favor de la patrullera Leidy Yadira López Ocampo, adscrita a la Policía Fiscal y Aduanera (Polfa) en la capital de Norte de Santander, impidió su traslado al departamento de Vaupés. Pero más allá, dejó al descubierto un presunto caso de abuso sexual por parte de un superior y por ello se pretendería alejarla de la ciudad.

Todo se inició en febrero de este año, cuando López le informó al general Juan Carlos Buitrago, director de la Polfa, a través de WhatsApp, los presuntos abusos a los que era sometida por el coronel Óscar Cortés Dueñas, excomandante de la Polfa en la capital nortesantandereana.

Sin embargo, en un medio de comunicación nacional, Buitrago declaró en favor de Cortés, argumentando que el coronel es “un extraordinario funcionario y un oficial ilustre”.

Asimismo, dijo que   no iban a permitir campañas de desprestigio contra la Policía “porque el oficial (Cortés) está cumpliendo con los requisitos de exigencia”, insistió el general.

La denuncia

Sin embargo, las denuncias reveladas en la emisión del canal de televisión, dejaron entrever que sí existieron dichos acosos.

“El coronel le preguntó que quería de cumpleaños, que él le regalaba unos cuquitos rojos (ropa interior) y que él mismo se los ponía”, narró una uniformada de Polfa que apoya a su compañera y asegura también sentirse afectada.

La denunciante afirmó que el coronel Cortés presuntamente acostumbraba a acosar a las patrulleras bajo sus órdenes y quienes no accedían a sus pretensiones, las explotaba laboralmente.

Pero aún, luego de los presuntos acosos denunciados, el general Buitrago ordenó el traslado de la patrullera López a Vaupés, por lo que la uniformada interpuso la acción de tutela que la favoreció y actualmente continúa trabajando en la Polfa, en Cúcuta.

Subcomandante, en líos

El coronel Rubén Valencia, subcomandante de la Policía Metropolitana de Cúcuta (Mecuc), también fue salpicado con un caso similar por acoso sexual, contra una patrullera y una funcionaria judicial.

Frente a este segundo caso, el coronel Javier Barrera, comandante de la Mecuc, aseguró contrariamente que Valencia no tiene denuncia de acoso sexual.

“Lo único que se sabe es que una funcionaria judicial le puso una queja, pero por una cuestión personal o amorosa”, dijo Barrera.

Iba a vender joyas robadas

Hace tres días, un intendente de la Policía Metropolitana de Cúcuta fue capturado en medio de una riña en una joyería a donde llegó a vender unas joyas robadas. Según se conoció, el dueño del local se percató de que los elementos eran suyos desencadenándose la discusión con el suboficial (vestido de civil).

La historia inició cuando el uniformado persiguió a un habitante de la calle, que dejó abandonado un bolso con dichas joyas. Al parecer, el intendente no reportó el hallazgo y decidió venderlas.  El coronel Javier Barrera, comandante de la Mecuc, aseguró que, por ahora, el uniformado fue capturado por lesiones personales y se investiga el caso.

fuente por laopinion.com.co

Participe, haga pública su opinión sobre esta noticia

Comentarios, este espacio es reservado del usuario. News Radio Arauca no se hace responsable por las opiniones que aquí se presenten.